Libros

¡Contemos 5 ranas!

Contemos 5 ranas

Pato Mena es un escritor e ilustrador de origen chileno, afincado en Barcelona, con unos cuantos títulos en su bibliografía. En su último álbum, publicado por Loqueleo, realiza un divertido juego metaliterario que comienza con la sencilla idea de los libros para contar dirigidos a prelectores.

El monstruo del armario existe… ¡y te lo voy a demostrar!

El monstruo del armario existe

En este álbum publicado por Algar, con texto de Antoine Dole e ilustraciones de Bruno Salamone, el niño protagonista se dispone a demostrarnos que el monstruo de su armario existe, y es el responsable de que su habitación esté desordenada, de que desaparezcan sus calcetines, de que su aliento huela mal por la mañana, o de levantarse tan despeinado.

Zenobia

Zenobia

“Esto es grande y está vacío. Aquí nadie podrá encontrarme”. Así comienza esta novela gráfica protagonizada por Amina, una niña siria que huye de la guerra en una patera junto a decenas de personas. Cuando la embarcación es embestida por una ola y vuelca lanzando a todos sus ocupantes al agua, Amina recuerda su vida anterior, junto a su madre.

Imaginar a Peter Pan

Imaginar a Peter Pan

Nace Degomagom, una nueva editorial en Alicante (Ibi) dirigida por Octavio Ferrero (responsable también de la revista Opticks Magazine), y abre su catálogo con un peculiar libro ilustrado por uno de los grandes artistas de la LIJ en España, Miguel Calatayud, y una de las obras más representativas de la historia de la literatura.

Profesión: Cocodrilo

Profesión: Cocodrilo

Como cada mañana, a las 7 en punto suena el despertador de Cocodrilo: los sueños se desvanecen y comienza una nueva jornada de trabajo. Tras su paseo diario y los saludos pertinentes a vecinos y comerciantes del barrio, realiza unas pequeñas compras antes de prepararse para el show.

El hombrecito verde y su pájaro

El hombrecito verde y su pájaro

Hay muchos motivos por los que El hombrecito verde y su pájaro, publicado originalmente en 1987 es, sin duda, una experiencia valiosa en la vida de cualquier niño o adulto lector. Con sencillez, Laura Devetach logra desenvolver temas como la aceptación de uno mismo, al contar las peripecias del hombrecito verde.

Nueve formas de no pisar un charco

Siempre que tratamos de evitar una cosa, más apetecible nos resulta hacerla, y todos nuestros esfuerzos por evitarla pueden acabar en fracaso. Tal vez porque en la prohibición se encuentra el estímulo y el riesgo supone un reto difícil de dejar pasar.

Siete sitios sin ti

Siete sitios sin ti

Juan Berrio sabe retratar como nadie los pequeños instantes cotidianos y los sentimientos más puros. A través de sus dibujos capta, con la limpieza de los mejores artistas de la línea clara, el trasfondo de las emociones, las palabras nunca dichas, los recuerdos, el ocaso de las relaciones y, por supuesto, esa luz tan particular que se cuela entre las calles de Madrid o brota a través de las ventanas de cada casa en la que sitúa sus escenas.

El diario de las cajas de fósforos

El diario de las cajas de fósforos

Existen muchas estrategias para narrar una historia, pero las mejores son las que surgen de forma espontánea a partir de los objetos cotidianos que guardamos porque tuvieron un significado muy especial en algún momento de nuestra vida y al reencontrarlos volvemos a vivir aquel episodio que nos marcó. Es lo que sucede en el álbum ilustrado El diario de las cajas de fósforos, donde la forma de contar se relaciona con el tipo de libro.

Elio, una historia animatográfica

Elio. Una historia animatográfica

Existen pocos, muy pocos, autores que son capaces de crear un mundo diferente, todo un universo, a través de sus obras. Diego Arboleda es uno de estos autores. Junto al ilustrador Raúl Sagospe, Diego es el creador de un mundo propio. Después de media docena de colaboraciones conjuntas, es reconocida la interacción entre escritor e ilustrador, entre texto y dibujo. Cada propuesta, cada libro, es una oportunidad para mirar por un agujerito una parte de ese universo.

El corazón en braille

El corazón en braille

La niña que Peter Pan llevó a Nunca Jamás para que contara cuentos a los niños perdidos se llamaba Wendy, y el chico que protagoniza esta historia es Víctor. Los dos tienen en común su deseo de complacer a los demás hasta el punto de que se olvidan un poco de ellos mismos. Pero a diferencia de Wendy, que se lamentaba de no ser capaz de evitar crecer y de asumir responsabilidades, Víctor pone todo su empeño en este proceso y se enfrenta a todo tipo de riesgos.