Monstruos, fantasmas, esqueletos y demás parientes

En estos tiempos en que están tan de moda las listas para seleccionar y ordenar los libros según los más variopintos motivos o efemérides, en Babar no queremos ser menos modernos, y os queremos recomendar algunos (siempre es difícil quedarse con unos pocos) de nuestros títulos preferidos para pasar un poco de miedo en la noche de Halloween, el 31 de octubre.

Una pesadilla en mi armario (Mercer Mayer)Para los más pequeños, un clásico de Mercer Mayer sobre los monstruos que habitan los dormitorios, Una pesadilla en mi armario, que rescató Kalandraka hace unos años (después de haber sido publicado por Altea en el 82). Puede que Pixar se inspirara en estos antihéroes de la monstruosidad para crear su conocida película…

Otro clásico es, por supuesto, Donde viven los monstruos, de Maurice Sendak, un libro que debería estar en toda habitación infantil, y sobre el que no nos vamos a extender porque ya está todo dicho.

Menos clásico, y más postmoderno es Croc Croc en la escuela de los esqueletitos, un original libro ilustrado que tiene como protagonista a un pequeño y marginado esqueleto.

Coraline es otra novela que nos parece muy adecuada para estas fechas, obra de uno de los autores más interesantes de la actualidad, Neil Gaiman.

Siempre terroríficos e inquietantes son los relatos de Edward Gorey, al que nunca nos cansamos de recomendar. Por ejemplo, el estuche que publicó El Zorro Rojo (que, junto a Valdemar, son los que nos permiten hoy en día disfrutar de su obra en castellano) bajo el título La fábrica de vinagre, y que contiene joyas como Los pequeños macabros.

Los pequeños macabros (Edward Gorey)Hablando de Valdemar, una editorial que en sí misma es un templo a la novela gótica y de terror en impecables ediciones, recomendamos otro dibujante que juega con el humor negro, Charles Addams y su serie La Familia Addams, popularizada sobre todo por la televisión y el cine, pero cuyas historias se publicaron por primera vez ya hace más de 70 años.

Otro gran maestro del terror, con una peculiar mitología que recorre toda su obra, es Lovecraft. Uno de sus relatos más conocidos, El horror de Dunwich, fue publicado en una estupenda edición ilustrada por Santiago Caruso, también por El Zorro Rojo.

No podía faltar en esta selección un torturado escritor norteamericano cuyos relatos de terror fueron recopilados por Anaya en un volumen ilustrado y de gran formato: Cuentos de Poe. Cinco ilustradores de primera fila dan vida a algunas de las más populares historias de terror (La caída de la casa de Usher, El corazón delator, El gato negro…), llevadas en multitud de ocasiones al cine en versiones de serie Z pero con mucho encanto.

Para no olvidarnos de los escritores hispanohablantes, también tenemos recomendaciones que hacer en este terreno, como Aire negro, la novela juvenil de terror psicológico de Agustín Fernández Paz; o también, del mismo autor, Tres pasos por el misterio.

Para finalizar, y aunque no podamos considerarlo propiamente literatura juvenil o infantil, nos parece muy interesante la antología que realizó Rafael Llopis en Alianza Editorial en tres volúmenes, ya que recorre cronológicamente los más destacados cuentos de terror desde Lope de Vega hasta Lovecraft.

Si hay algún título que os gustaría añadir a la lista, tan solo tenéis que escribir un comentario y compartirlo con el resto de lectores.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *