Entrevista a Carme Solé i Vendrell

Carme Solé nació en Barcelona en 1944. Estudió pintura en la Escola d’Arts i Oficis Massana, de Barcelona y en 1968 ilustró su primer libro. Desde entonces, son más de trescientos libros los que esta mujer ha ilustrado.

También son muchos los premios y exposiciones que jalonan su quehacer, tantos, que si los enumerásemos no habría espacio en este artículo para otros comentarios; quizá sí reseñar, que este año ha estado nominada para el Andersen de ilustración.

La obra de Carme Solé se caracteriza por la sencillez en el dibujo y la matización en el colorido. Sus ilustraciones, de las que se desprende una cierta inocencia, están llenas de fantasía, y en ellas, el entorno en el que coloca a los personajes tiene tanta fuerza como estos.

El color, la luz, los sombreados, los juegos de luz y sombra, los matices están magníficamente tratados en unos ambientes en los que las figuras tienen los contornos bien definidos.

Comentario especial merece sin duda el color, ya sea pastel, acuarela o técnicas mixtas, siempre muy matizado, haciendo destacar, en determinados momentos, con colores más vivos aquellas figuras o detalles que considera más relevantes. A través de estos contrastes consigue una gran expresividad en sus ilustraciones.

En cuanto al dibujo, especialmente expresivos resultan los rostros de sus personajes, y de manera más concreta sus ojos y boca, trasmitiendo los sentimientos con enorme profundidad: la tristeza del pequeño Sala cuando se llevan a su perro Turco, la alegría de Juan cuando devuelve a su padre la salud que había perdido en el mar, la profunda desazón del personaje de “El aniversario”, la dureza de las expresiones de “Los niños del mar”.

Si el color es siempre matizado y sutil, cuando trabaja en la gama de grises es realmente fascinante, quizá el mejor ejemplo sean los álbumes de los Iris. Las lámparas encendidas en la oscuridad, las ventanas por las que entra la luz de la tarde o del amanecer, o el resplandor de la luna, las puertas entreabiertas a través de las cuales se cuela la penumbra de una habitación o el reflejo de una lámpara. Las figuras, siempre aparecen bien definidas y raramente observamos contornos desdibujados.

Líneas, formas, matices, luces.., todos estos elementos constituyen un mundo lleno de poesía y sugerencias plásticas, más allá de los textos que recrean, muchos de ellos, dicho sea de paso, de la propia ilustradora.

Carme Solé crea unos escenarios en los que es fácil introducirse, tanto si se es niño como si no. Sólo hay que dejarse arrastrar por su sensibilidad, entrar en su mundo, mirar, ver, dejarse sentir…

Hemos creído que este comentario a la obra de Carmen quedaba incompleto sin sus palabras, pero antes de pasar a la entrevista queremos darte públicamente las gracias por todas las facilidades que nos has dado para este trabajo y, como no, por tu precioso dibujo.

¿Cuándo comienza tu interés por la pintura?

Mi interés por la pintura comenzó a los 15 años, cuando estudiaba Bellas Artes, pero creo que vuestra pregunta va encaminada a mi profesión que es ilustrar, es decir mi interés por el dibujo o ilustración comenzó más o menos a los 20 años.

¿Desde cuándo ilustras libros infantiles?

Desde 1968.

¿Ha sido difícil para tí abrirte camino en el mundo de la ilustración?

No mucho, porque cuando empecé éramos pocos. Lo que sí me costó es aprender bien el oficio. De hecho creo que aún estoy aprendiendo.

¿Realizas otro tipo de trabajo plástico?

Cuadros, carteles… Pintura, aunque poco y solo para mí.

¿ Te resulta difícil recrear los textos que ilustras?

Si los textos me gustan, aunque resulte difícil es un placer. La respuesta correcta sería: algunos sí y otros no tanto.

¿Qué importancia tienen los colores en tu obra?

Tienen mucha importancia, porqué con el color se puede expresar mucho.

¿Qué te resulta más fácil pintar: paisajes, figuras, niños, animales?

Coches, aviones, maquinas; todo lo que no tiene vida propia.

¿ Qué materiales sueles utilizar en tus ilustraciones?

Acuarelas, gouaches, pasteles, lápices de colores, tinta china.

¿Te planteas de manera distinta tu obra en libros infantiles y en libros más juveniles?

Sí.

¿Crees que está justamente reconocido el trabajo de los ilustradores?

No.

¿Se da a la literatura infantil la importancia que merece?

Se le da importancia, pero no se conoce lo bastante lo divertido que puede
resultar leer.

¿Has hecho trabajos en colaboración con algún otro ilustrador?

Muy pocas veces. Con David Mc Kee como autor del texto y con mi hija María Espluga.

¿Te han resultado especialmente difíciles los textos de algún autor en particular?

Sí, de María Aurelia Campmany (aunque me gustaban mucho) y la Biblia.

¿Hay algún autor con el que te gustaría trabajar?

Si, varios, pero trabajo mucho con Jaume Escala porque plantea temas fuera de lo común que me apasionan (es autor de “Los niños del mar” de Editorial Siruela entre otros).

¿Qué tiempo te suele llevar ilustrar un libro?

Hablando de libros álbum de autor de los que gustan hacer puedo estar de dos a seis meses.

¿Cuántos trabajos tienes publicados?

Más de 300 libros.

¿Recuerdas alguna ilustración que te impactase cuando eras pequeña?

Si era de Juncea. También los dibujos de Heidi que hizo Merce Llimona, son fabulosos.

¿Qué ilustradores y pintores han influenciado tu obra?

Ilustradores creo que los más serían: Etienne Delessert y David McKee. Pintores: Picasso ,Van Gogh, Kandinsky, Miró.

¿Qué tipo de pintura prefieres?

Del tipo que sea pero que me conmueva, que me diga algo, esto sucede tanto con un cuadro de Picasso de cualquier época o común Miró de tres colores y dos líneas por decir..

¿El estar nominada para el Andersen te ha supuesto más ofertas de trabajo?

No, pero me ha supuesto conocer la estima que merece mi obra en todo el territorio español.

¿Cuáles son tus próximos proyectos?

Dos libros para un grupo de cuatro. Nina y Tina.. Dos libros para Alemania uno de ellos es muy hermoso el texto. Se llama Black Bird. Una serie de autores clásicos contemporáneos, que he seleccionado yo misma.

1 comentario en “Entrevista a Carme Solé i Vendrell

  1. Pingback: el jinete azul |

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *